El lugar de todos los sueños

Foto El lugar de todos los sueños

El dormitorio ha de ser el sitio ideal para conectarnos con el bienestar el descanso

y el sueño

Buena parte de nuestro descanso dependerá de que sepamos aprovechar las

características de nuestro dormitorio, para convertirla en un sitio lo más acogedor posible,

en la búsqueda de un entorno grato para el alivio del trabajo y la rutina.

Para decorar y darle utilidad al dormitorio hay muchas recomendaciones y consejos,

tendencias de moda, variado mobiliario y accesorios de distinta naturaleza y fines; pero

solo tú eres quien decide lo que deseas, pues finalmente serás quien lo aproveche

El color que acompaña tus sueños

No se deben escoger los colores al azar. Cada color refleja no sólo una tonalidad

cromática, sino un posible estado de ánimo. Todos los colores claros o pasteles permiten

agrandar el espacio y crear un reflejo de tranquilidad.

También se puede pintar el dormitorio de dos colores, consiguiendo combinaciones muy

originales con distintos tipos de contrastes, logrando con un mobiliario adecuado, una

plena integración de todos los elementos. También puedes escoger dos tonalidades

diferentes de un mismo color para conseguir un ambiente más balanceado.

Ideales para las habitaciones de adolescentes o niños, algo más llamativo y drástico,

prueba combinando pares como amarillo y violeta, naranja y azul o rojo y verde ya que

son estimulantes. Estos colores son complementarios y cuando están juntos, ayudando a

resaltar la habitación.

Una luz para el descanso

Siendo el objetivo general crear una atmósfera acogedora que invite al descanso, es

indispensable tener una luz cálida y agradable que invite al relax.

Se debe desechar toda iluminación directa e incandescente, que proyecte luz intensa

sobre la cama, ya que altera. Lo ideal sería dirigirla hacia las paredes o los armarios para

crear sensación de más amplitud.

Se recomienda instalar un regulador de intensidad que permita adecuar la luminosidad a

cada necesidad y momento del día.

Si resultara necesario leer en la cama, por gusto, no por trabajo, opta por apliques de

pared orientables o articulados, los que resultan muy prácticos para esta finalidad.

Un mobiliario acogedor

No se trata sólo de la selección de una hermosa cama y colchones cómodos. Es mucho

más que eso. En la actualidad los objetivos al adquirir este mobiliario dependen del estilo

que deseamos, la facilidad de uso y versatilidad, sin olvidar los factores de durabilidad.

Así, en el mercado se promueven distintas opciones: desde la más barroca a la

pragmática; de la básica a la exuberante; de la Tradicional a la moderna. En fin, la que se

ajuste al presupuesto y objetivo de quien la requiere

La selección de los accesorios amerita una comprensión adecuada de las necesidades.

Es usual necesitar una cama de buen tamaño, pero que no ocupe gran parte del espacio

disponible; un closet o armario con suficiente capacidad de almacenamiento para su ropa,

y calzados; una mesita de noche para uso múltiple, entre otros.

Feng Shui para equilibrar

En un dormitorio según las reglas de Feng Shui hay que dar protagonismo a la fuerza Yin,

por ser la fuerza femenina o pasiva (el Yang es la fuerza masculina o activa)..

En cuanto a la cama no debe estar delante de la puerta o bajo una ventana. Los pies

nunca deben apuntar a la puerta. La cabecera de la cama debe mirar hacia el norte,

evitando las corrientes de aire

Para el feng shui  cada color tiene un significado específico, prefiriendo los tonos suaves.

Tonos de azul, indicados para la protección y los sueños agradables. El durazno claro,

hueso o marrones de baja intensidad, que ayudan a crear un ambiente suave y relajado.

El color rosa para el amor, y para calmar el espíritu. El verde tiene un poder relajante y

muy adecuado para el dormitorio. Se aconseja evitar los colores fuertes como el rojo y el

amarillo. Igualmente descartar el negro, que puede acentuar una tendencia a la depresión

y a dormir mal.

Deben evitarse los espejos y menos si están enfrentados, las plantas, artículos que

guinden, artefactos eléctricos como televisores y computadoras, y dejar cosas debajo de

la cama. Mantener el orden es una norma esencial

El dormitorio debe ser un lugar en el que nos sintamos felices de poder estar.

Un área del hogar que privilegie el sueño y permita

hacer realidad lo íntimo de nuestros gustos.