Feng Shui: equilibrio natural para el hogar

Nuestro hogar es un lugar fundamental para nuestro descanso, bienestar y disfrute. Te ofrecemos tips para generar un equilibrio energético en tu casa a través del Feng Shui.

El Feng Shui es un arte milenario que data desde hace más de 6500 años, cuyo objetivo fundamental es devolver el equilibrio natural a nuestros espacios, para así crear entornos energéticamente privilegiados que nos proporcionen salud y bienestar.

En nuestro hogar debemos tomar en cuenta algunos puntos a la hora de decorar para generar en nuestro entorno familiar el bienestar que deseamos. Para el Feng Shui no es necesario que cambies drásticamente todos tus objetos decorativos, sino aprender a ubicarlos en sitios estratégicos en pro de abundancia y la energía positiva.

Según esta antigua ciencia china, el lugar donde se encuentre ubicada la residencia y los objetos que están dentro de ella pueden afectar seriamente nuestra existencia, en ese sentido, la posición y orientación que le demos a los espacios, va a contribuir de forma determinante en la fluidez energética de nuestra casa. Puedes considerarlo una creencia, pero si deseas aplicarlo, te damos algunos tips necesarios para equilibrar tu hogar con Feng Shui.

  • Si vives en casa, es favorable cuando está diseñada de forma cuadrada, lo importantes es que esté protegida por la parte posterior y los laterales, dejando libre la zona de la entrada. En caso de tener apartamento procura tener del lado izquierdo una fuente de agua ya que favorecerá la energía del espacio y la fortuna.
  • Evita tener cualquier objeto puntiagudo o afilado (plantas, esquinas de mesas cuadradas, vigas, etc.) hay que tener en cuenta que todos los objetos redondeados y en espiral son excelentes para evitar que la energía se estanque en nuestra casa.
  • En caso de tener mesas rectangulares con puntas, coloca sobre ellas objetos redondos  que suavicen su forma.
  • La limpieza y el orden deber ser imprescindibles, pues permite que la energía fluya con libertad. Ordena los dormitorios y espacios de descanso, evita acumular objetos inservibles. Luego de cada limpieza coloca inciensos y aromas naturales para que aumente la energía positiva.
  • Los espejos nunca deben colocarse alineados con puertas y ventanas, sobre todo debes evitarlos en la puerta principal y dormitorios. En la entrada repelerá la energía que vaya a entrar y en los dormitorios perjudicará el descanso (en caso de tenerlos, cúbrelo al momento de dormir con una manta).
  • Si tienes escaleras dentro de casa, no debes colocar debajo de ella escritorios, acuarios, ni nada que exprese movimiento, instala más bien elementos relacionados con la familia.
  • Los baños son la zona más conflictiva del hogar, por eso se aconseja mantener siempre el inodoro cerrado y mantener el baño perfumado y ordenado.
  • Las hornillas de la cocina siempre deben estar limpias, pues representan prosperidad. Evitemos que estén juntos al fregadero, sino puedes cambiarlos, coloca un objeto de madera entre ambos para formar una separación.
  • Para los dormitorios se deben elegir colores relajantes y claros como el azul, el beige, rosa y blanco. Evita metales alrededor de la cama o en la cabecera.
  •  En la sala de estar, elige colores como el verde, el amarillo o el rojo tanto para las paredes como los objetos reinantes en el lugar.
  • Coloca un gran espejo frente al comedor de modo que se refleje toda la familia. La mesa de la sala o comedor, debe de tener las esquinas redondeadas, si no es así compénsalo con objetos y floreros circulares o con curvas para que fluyan las energías.

Como vemos debemos colocar con cuidado todos los espacios de nuestro hogar para fortalecer el positivismo y evitar todo lo que nos acerque a la ausencia de bienestar y tranquilidad. Tomemos en cuenta estos sencillos consejos para lograr mayor armonía y ¡energiza tu hogar con el Feng Shui!

Related Articles